Javier Fernández Arribas

Pie de foto: Imagen del ministro de Asuntos Exteriores ruso, Sergei Lavrov.

Los portavoces rusos se afanan en desmentir su presunta vinculación con las injerencias que se llevan denunciando desde hace meses. Comenzaron en las elecciones de Estados Unidos, continuaron con el Brexit, las elecciones en Francia y en Alemania, y ahora en la crisis de Cataluña. 
Rusia tiene interés en desestabilizar la Unión Europea como respuesta a las sanciones impuestas por la crisis de Ucrania, recuperar su papel de superpotencia con peso político e influencia en el campo económico y comercial y el precio del petróleo.

Video análisis de Javier Fernández Arribas

http://www.abc.es/internacional/abci-injerencias-rusas-5649584714001-20171117083000_video.html