Atalayar 

La solidaridad llega a pesar de que los árabes acusan al régimen de Teherán de entrometerse en sus asuntos internos... 

Pie de foto: Inundaciones en Irán. 

La Autoridad de la Media Luna Roja de Emiratos Árabes Unidos, en coordinación con la Media Luna Roja de Arabia Saudí, han lanzado una iniciativa para aliviar el sufrimiento de los ciudadanos afectados por las inundaciones devastadoras y sin precedentes en Irán. En una declaración conjunta, los dos señalaron que esta medida proviene del espíritu de la fraternidad islámica y enfatiza la solidaridad humana con el pueblo iraní. Las fuertes lluvias en Irán comenzaron el 19 de marzo, afectando a cerca de 1.900 ciudades, pueblos y aldeas. 

Varias carreteras, puentes y edificios han sido destruidos. Alrededor de 86.000 personas viven en refugios de emergencia. La semana pasada, más aguaceros pusieron en riesgo a otras 400.000 personas. Seis ciudades y pueblos a lo largo del río Karkheh fueron evacuados con urgencia, dijo el gobernador de Khuzestan, Gholamreza Shariati. Calificando la situación como crítica. El funcionario agregó que, debido a los temores de nuevas inundaciones, las compuertas en la presa Karkheh se abrieron para facilitar el desagüe. 

Alrededor de 70 aldeas en la provincia fueron evacuadas en la última semana. Por su parte, Irak cerró el sábado el cruce fronterizo de Sheeb para ambos viajeros hasta nuevo aviso. Las compañías de energía en la región rica en petróleo están ayudando en las labores de socorro mediante el uso de bombas para drenar el agua. La ayuda de Emiratos y Arabia Saudita llega a pesar de las tensas relaciones entre Irán y gran parte del mundo árabe. Los árabes acusan al régimen de Teherán de entrometerse en sus asuntos internos y fomentar la lucha sectaria en la región.