Washington venderá armamento a Riad por valor de 1.150 millones

lainformacion.com

Pie de foto: imagen de un carro de combate M1 Abrams norteamericano

Estados Unidos venderá a Arabia Saudita carros de combate, vehículos blindados, metralletas pesadas y municiones por un valor de 1.150 millones de dólares, anunció este martes el departamento de Defensa. De conformidad con el procedimiento del país en la materia, el departamento de Estado tuvo que aprobar esta importante venta de equipos de defensa a Riad, su socio en el Golfo Pérsico.

Según la Agencia de Cooperación en Defensa y Seguridad (DSCA, en inglés), Riad solicitó comprar 133 tanques M1A1/A2 Abrams, para cubrir sus necesidades, además de otros 20 para remplazar unidades dañadas en su flota. El acuerdo también incluiría 153 armas calibre .50, 266 ametralladores M240 de 7,62mm, lanzagranadas, vehículos de recuperación blindados, además de otros equipamientos.

Para cerrar el contrato todavía falta la luz verde técnica del Congreso estadounidense, explicó un comunicado del Pentágono. "Esta venta contribuirá a la política internacional y de seguridad nacional de Estados Unidos, al ayudar a mejorar la seguridad de un aliado estratégico, que ha sido y sigue siendo un apoyo a la estabilidad política y al progreso económico del Medio Oriente", afirmó la DSCA en un comunicado.

"Agregar estos tanques y vehículos de recuperación al inventario (del Ejército Saudí) reforzará la capacidad de Arabia Saudita de apoyar a sus soldados en el terreno y defender las fronteras de su reino", añadió.

Este anuncio coincidió con un nuevo bombardeo aéreo en la capital de Yemen de parte de la coalición liderada por Arabia Saudita. Ese ataque, el primero en tres meses y que tuvo lugar tras el aparente fracaso de las negociaciones de paz, provocó catorce muertes. La portavoz del departamento de Estado, Elizabeth Trudeau, se declaró "muy preocupada" por los reportes de víctimas en Saná.

Sin embargo, no respondió de manera directa cuando se le interrogó sobre la posibilidad de que las armas estadounidenses sean usadas por Arabia Saudita en contra de civiles. "Conversamos con regularidad con nuestros socios y aliados en el mundo. Las víctimas civiles son obviamente un tema de gran preocupación para nosotros", dijo.