Arabia Saudí acogerá en enero la Supercopa de España

Valencia CF y Real Madrid CF y FC Barcelona-Atlético de Madrid serán las semifinales para jugar los días 8 y 9 de enero respectivamente
El presidente de la Real Federación Española de Fútbol, Luis Rubiales

AFP PHOTO/GABRIEL BOUYS  -   El presidente de la Real Federación Española de Fútbol, Luis Rubiales

Arabia Saudí albergará la Supercopa de España en su nueva fórmula de ‘final four’ para esta temporada 2019-2020. Se abandona el tradicional formato que enfrentaba a ida y vuelta al campeón de Liga contra el campeón de Copa y se adopta el sistema de semifinales y final. La ronda semifinal enfrentará, por un lado, a Valencia CF y Real Madrid CF y, por otro, a FC Barcelona y Atlético de Madrid, los días 8 y 9 de enero, respectivamente; y en la final se verán los ganadores de ambos partidos el día 12 de enero.

El sorteo celebrado recientemente en la sede de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) deparó los choques entre valencianistas y madridistas y entre barcelonistas y atléticos. La finalísima tendrá lugar el domingo 12 y todos los partidos se jugarán en el fastuoso estadio King Abdullah Sports City de Yeda. Una modernísima instalación que tiene un aforo de unos 62.000 espectadores. 

Barcelona y Atlético de Madrid habían obtenido el derecho a participar por ser los dos primeros clasificados de la Liga 2018-19, el Valencia, como actual campeón de la Copa del Rey, y el Real Madrid por ser el semifinalista con mejor historial, al ser el conjunto azulgrana el actual subcampeón del torneo copero (si hubiese habido otro finalista diferente de Copa ese habría sido quien hubiese ocupado la otra plaza en la competición). El Valencia y el Atlético de Madrid tienen la oportunidad esta vez de ser el primer equipo que no sea ni Real Madrid, ni Barcelona, que gane la Supercopa de España desde 2015, año en que la ganó el Athletic de Bilbao. 

La RFEF cumple con la directriz de la Federación Internacional de Asociaciones de Fútbol (FIFA, por sus siglas en inglés) de que la única competición doméstica que puede salir del territorio es la Supercopa, ninguna otra más. 

El delantero francés del Real Madrid Karim Benzema (Der) celebra con el delantero brasileño Rodrygo tras marcar ante el Galatasaray en el estadio Santiago Bernabéu de Madrid, el 6 de noviembre de 2019
AFP/PIERRE-PHILIPPE MARCOU - El delantero francés del Real Madrid Karim Benzema (Der) celebra con el delantero brasileño Rodrygo tras marcar ante el Galatasaray en el estadio Santiago Bernabéu de Madrid, el 6 de noviembre de 2019

La instancia federativa española confirmó que la cita deportiva se disputará finalmente en territorio saudí tras unos meses de contactos y negociaciones en los que el Reino se postulaba como candidato organizador, junto a otras opciones que se barajaban, como la de Qatar. Arabia Saudí se encargará de albergar la competición durante los próximos tres años tras el acuerdo alcanzado con el organismo federativo. 

No es la primera vez que la Supercopa de España se disputa fuera de territorio propio, ya que en la edición anterior Marruecos fue sede del FC Barcelona-Sevilla FC que dio la victoria al conjunto catalán en la ciudad de Tánger. Aunque esta temporada sí que llega definitivamente a Oriente Medio, en concreto a Arabia Saudí tras la pugna protagonizada con Qatar. 

Se estima que la oferta árabe para llevarse la disputa de la Supercopa de España ascendía a 30 millones de euros (tanto la propuesta saudí como la qatarí), un suculento reclamo que ha llevado la celebración de la ‘final a cuatro’ española hasta tierras de la península arábiga. 

El entrenador del Atlético de Madrid, Diego Simeone
AFP/CRISTINA QUICLER - El entrenador del Atlético de Madrid, Diego Simeone

Resultaba también una opción interesante para los equipos participantes porque se embolsarán una buena suma de dinero también. Así, el ganador se llevará en torno a los dos millones de euros, el finalista sobre 1,4 millones y cada semifinalista obtendrá la nada desdeñable cifra de 800.000 euros por el partido disputado. Todo ello además de haber asegurado a los contendientes los gastos pagados para poder estar en la sede designada. 

Luis Rubiales, presidente de la RFEF, se refirió al cambio de formato de la competición para hacerla más atractiva: "Con el cambio de la Supercopa, apostamos por mejorar una competición con la participación de cuatro equipos".

El jugador del Barcelona Gerard Piqué fue uno de los protagonistas en las negociaciones para llevar la Supercopa a territorio del Golfo. El central barcelonista ejerció como una especie de ‘embajador’ para acometer los acercamientos entre ambas partes negociadoras gracias a sus buenas relaciones con determinadas personalidades de la región. 

Gerard Piqué, jugador del FC Barcelona
AP Photo/Manu Fernández - Gerard Piqué, jugador del FC Barcelona

Hubo que esperar un tiempo hasta definir la posibilidad de que se jugase en Arabia Saudí debido a alguna que otra polémica. Sobre todo, hubo problemas con el tratamiento secundario que se le otorga a la mujer en el seno de la sociedad saudí. De hecho, desde sectores del Gobierno de España se argumentó que no era la mejor opción porque el reino saudí no se caracteriza precisamente por la igualdad de género. Pero, en este sentido, se ha superado en cierto modo este escollo ya que las féminas podrán acceder libremente a los partidos que se disputen en el estadio Rey Abdullah y sin restricciones de localización; se podrán situar en la parte del campo que deseen sin estar diferenciadas de los hombres en cuanto a emplazamiento.

El entrenador del Valencia, Albert Celades
REUTERS - El entrenador del Valencia, Albert Celades

“Puedo declarar que las mujeres y hombres acudirán al estadio en plena igualdad”, señaló Luis Rubiales, quien explicó también que cuando se reunió con el príncipe de Arabia Saudí, Mohamed bin Salman, constató que “él veía que el deporte es una herramienta de transformación de la sociedad de Arabia Saudí”. El presidente de la RFEF también anunció que ayudarán a crear una competición femenina en el país árabe.