Los primeros pasos de un polo industrial eólico en Marruecos

 -  

marruecosnegocios.com

La estrategia de Marruecos en el sector eólico  empieza a dar resultados.  Según informa el portal Energias Renovables citando fuentes de Siemens, el fabricante alemán y el Gobierno del Reino de Marruecos han alcanzado un acuerdo según el cual la compañía establecerá una factoría en Tánger para fabricar allí las palas de los aerogeneradores terrestres de sus parques europeos, africanos y de Oriente Medio, mercados a los que se dirigirá la producción de la factoría tangerina.

La fábrica, cuya puesta en marcha va a demandar una inversión de más de cien millones de euros, empleará a más de 700 personas. Según el comunicado difundido por la compañía, el comienzo de las obras es inminente. Siemens estima que el centro comenzará a producir en torno a la primavera de 2017, es decir, de aquí en un año, aproximadamente.

Según el presidente ejecutivo de la división de Energía Eólica y otras Renovables de Siemens, Markus Tacke, "invertimos allí donde vemos claras oportunidades de negocio". En ese sentido, Tacke ha asegurado que "la economía [marroquí] es robusta, el clima político es estable y Marruecos tiene una fuerza de trabajo joven, cualificada y motivada.

Todos estos factores -ha concluido el responsable de la división Eólica de la compañía- convierten Tánger en la ubicación ideal para la nueva factoría Siemens". Según la nota difundida por la compañía alemana, el objetivo renovable de Marruecos es generar el 42% de su demanda de energía a partir de fuentes renovables en el año 2020. De esa cuota, el 20% debería ser generado por el viento.

Siemens explica en su nota que el objetivo ha sido recientemente revisado al alza y que, según anunciara el rey Mohammed VI en la Cumbre del Clima de París, Marruecos se propondría alcanzar un 52% de cuota renovable en 2030. Con esas expectativas en el horizonte, Siemens explica que su fábrica tangerina dispondrá de una superficie de 37.500 metros cuadrados, el equivalente a unos cinco campos de fútbol, y será ubicada en la Ciudad de la Automoción de Tánger, que se encuentra a unos 35 kilómetros del puerto de esta ciudad mediterránea.

Según el comunicado de Siemens, la compañía ha implementado ya varios proyectos de energías renovables en Marruecos, entre los que destaca, por ejemplo, el parque de Tarfaya, de trescientos megavatios.