Marruecos y UNICEF lanzan ‘Child to Child’ para garantizar el derecho a la educación

 -  

Henar Hernández

Pie de foto: Para combatir el abandono escolar, el Ministerio de Educación, en colaboración con UNICEF-Marruecos, está lanzando la campaña nacional Niño a Niño para reintegrar a los niños que no asisten a la escuela. En 2018, 31793 niños regresaron a la escuela como resultado de esta operación.

El ministro de Educación Nacional, Formación Profesional, Educación Superior, Investigación Científica de Marruecos, Ashraf Sayed Said Omzazi, junto la representante de UNICEF Marruecos, Giovanna Barberis y con el apoyo financiero del Estado de Canadá, han presentado el proyecto ‘Child to Child’(“De niño a Niño”)

El programa se orienta en dos vertientes: por un lado, prevenir el abandono escolar y, por otro lado, proporcionar a los jóvenes que nunca han estado escolarizados o que han abandonado el proceso formativo nuevas oportunidades para que completen tanto su educación como su formación profesional. Para ello, se aplicarán labores de sensibilización para concienciar de los riesgos y del impacto negativo que supone no recibir educación, las cuales estarán dirigidas a todos los colectivos que forman parte de este proceso: alumnos, familias, agentes educativos externos (profesores), autoridades y otras entidades de la sociedad civil. Así, se espera que más de 9.000 escuelas, entre ellas 7.721 escuelas primarias y 1.977 escuelas secundarias, con más de 500.000 alumnos en el último año de primaria y 400.000 en el primer año de secundaria, así como 19.300 docentes participen en el programa. 

Entre las medidas concretas que plantea ‘Child to Child’, sobresale la creación de un censo que identifique a todos los menores que no reciben educación, aproximadamente 70.000 niños y niñas; el lanzamiento de programas de rehabilitación para que puedan adaptarse al nivel educativo de sus compañeros escolarizados a nivel nacional y, una vez que los menores los completen, la dotación de una tarjeta que les permita regresar a la escuela. 

El lema del proyecto ‘Actuemos todos juntos para garantizar el derecho a la escolarización’, engloba la esencia de los valores que el reino y UNICEF pretenden transmitir a la sociedad marroquí: integración, participación social, sentido de la responsabilidad y la concesión de segundas oportunidades, específicamente, a aquellos menores que abandonasen el proceso formativo por diferentes motivos, un colectivo que abarca a más de 30.000 niños y niñas. 

La operación se enmarca en la Visión Estratégica de la Reforma del Ministerio de Educación marroquí 2015-2030, que persigue los siguientes objetivos: reducir las diferencias de equidad en materia de acceso, mejorar la calidad del aprendizaje y abordar el problema de la transición de la escuela al trabajo. Todo ello se orienta, a su vez, a la consecución del Objetivo nº4 de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030 de Naciones Unidas, que postula “garantizar una educación inclusiva, equitativa y de calidad y promover oportunidades de aprendizaje durante toda la vida para todos”. 

La representante de UNICEF Marruecos concluyó la presentación de ‘Child to Child’ alertando de que 265 millones de niños, el 22% de ellos en edad de escolarización primaria, se encuentran actualmente fuera del sistema escolar en todo el mundo.