Elcano advierte de la “eclosión” de un yihadismo autóctono en España

thediplomat/lainformacion.com

Pie de foto: Los investigadores del Elcano durante el III Foro de Terrorismo Global

Los investigadores del Real Instituto Elcano Fernando Reinares y Carola García-Calvo advirtieron ayer en el III Foro Elcano de Terrorismo Global de la “eclosión” de un yihadismo autóctono en España en los últimos años que hasta ahora era desconocido, tendencia que han recogido en su último documento de trabajo sobre terrorismo, redes y organizaciones terroristas en España.

“Estamos asistiendo en España, en consonancia con esa insurgencia yihadista en Irak y Siria, a la eclosión de un yihadismo autóctono”, afirmó Reinares durante la presentación del documento, al inicio de la tercera edición de este foro. Tan sólo tres días después de los ataques que dejaron cerca de 130 muertos en París a manos de varios insurgentes islamistas y ante una multitud de interesados en su trabajo, los dos investigadores explicaron cómo el número de españoles relacionados con actividades terroristas había aumentado considerablemente en los últimos años.

“Sólo el 11% de los detenidos en España en relación al yihadismo entre 1996 y 2012 tenía nacionalidad española y sólo el 5% había nacido en España”, indicó Reinares. “Sin embargo, de 2013 a noviembre de 2015, casi la mitad son españoles (45%) y de ellos, la gran mayoría nacidos en España”, añadió. Explicó además que aunque el principal foco de yihadistas autóctonos han sido las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla -en parte por su cercanía a zonas donde existen importantes núcleos de actividad terrorista como Tánger o Tetuán-, Reinares explicó que es Barcelona la ciudad que se ha convertido en principal escenario de la actividad yihadista. “En ninguna otra provincia de España se detiene a tanto yihadista como en Barcelona”, afirmó.

Además de la aparición de este terrorismo islamista interno, otra de las características que ha modificado el perfil del terrorismo yihadista en Europa es la inclusión de la mujer en el proyecto. Según Carola García-Calvo, “desde 2012 y hasta el 6 de noviembre, casi un 6% de los detenidos en España eran mujeres”. “El Estado Islámico, a través de una propaganda específica para mujeres, ha reclutado (…) a las responsables de traer a la próxima generación de yihadistas“, aseguró la investigadora.

Ante el cambiante perfil del terrorista y dado que “en este momento, en España los procesos de radicalización y reclutamiento están muy concentrados”, Reinares recomendó que los proyectos de prevención se diseñen de manera que corresponda a esta realidad. Asimismo, recordó que “ni el modelo asimilacionista francés ni el multicultural británico u holandés han funcionado”, por lo que “España tiene una oportunidad histórica” en la gestión de las segundas generaciones, tan relacionadas en otros países con la radicalización debido, en parte, a la crisis de identidad que les hace renegar de su país de nacimiento y también del de origen.

Fernando Reinares: “El Estado Islámico es la mayor amenaza terrorista a la que se ha enfrentado el mundo"

-¿Por qué los yihadistas han golpeado a Francia?

Un atentado de esas características puede ocurrir en cualquier país de Europa. Pero si había un país que resultara más verosímil que sucediera, era Francia. Es el país que más combatientes extranjeros ha producido, con mayores niveles de movilización yihadista y que ha detenido a mayor número de individuos este año, hasta el punto de que las fuerzas de seguridad francesas estaban desbordadas. Por otro lado, la propaganda de EI habla de Reino Unido Francia o Alemania.

-¿Qué lectura podemos hacer de estos atentados, desde el punto de vista del terrorismo yihadista?

Los atentados de París son la última expresión, no la definitiva, de una amenaza terrorista que está definitivamente en auge y que ha alcanzado una extensión y una intensidad mayor de lo que nunca ha tenido desde que existe el yihadismo global. Pone de manifiesto con absoluta claridad las dos dimensiones que tiene para nosotros este problema: la dimensión externa y la dimensión interna.

La externa tiene que ver con la fuente de la amenaza que está en buena medida en Siria e Irak, y que está protagonizada por Estado Islámico y por Al Qaeda. Nunca una organización yihadista ha alcanzado un poderío tal en términos de control de territorio, recursos y capacidad para operar fuera de su territorio. Por otro lado, esa fuente externa es el origen de la dimensión interna de la amenaza. Hace cinco años apenas teníamos movilización yihadista en Europa, y ahora, la movilización yihadista en Europa tiene que ver con la existencia de Estado Islámico. El nivel de amenaza es el más elevado que hemos conocido nunca para ninguna organización terrorista.

En el atentado de París, da la sensación de que hemos asistido a un cambio en la capacidad operativa para cometer atentados de Estado Islámico. No son lobos solitarios, sino células organizadas que operan en Europa

Son atentados perpetrados por individuos que forman parte de una estructura con estrategia y organización. Ejecutan atentados muy letales y capaces de conmocionar a la sociedad francesa y también a la Europa.

- Bélgica vuelve a estar en el punto de mira, ¿por qué es tan fácil para los grupos yihadistas operar desde Bruselas?

En Bélgica ocurren dos cosas: operar desde Bélgica es más fácil para ellos porque las fuerzas antiterroristas y de seguridad en Bélgica operan con muchas más restricciones que en otros países europeos donde se llevan a cabo detenciones preventivas como en España. El marco de actuación de la policía antiterrorista belga es mucho más restrictivo con la legislación actual del país.

En segundo lugar, en Bruselas se ha permitido el surgimiento de un espacio que es muy impermeable para los servicios de inteligencia y donde los terroristas se pueden mimetizar extraordinariamente bien. Para ellos, Bélgica es un lugar para preparar atentados, mientras no cambien las cosas.

-En 48 horas, Francia respondió bombardeando Raqqa ¿es ese el camino para terminar con Daesh?

Hay que parar el crecimiento de este fenómeno y para detener los procesos de radicalización aquí, en Europa Occidental, hay que debilitar al Estado Islámico, allí, en Oriente Medio.  Se puede hacer por la vía de financiación, pero ahora mismo, se financian mediante la extorsión e impuestos del sistema de administración paralela creada.

La otra vía es la militar, que no es fácil, porque están en zonas pobladas. Hay que hacerlo del mejor modo posible, con legitimización internacional y con implicación de países del mundo árabe. Ahora bien, se tropieza con la dificultad de que se usó falazmente la excusa del terrorismo para invandir Irak, con el coste que ha tenido, por lo que la opinión pública es reacia.

Más en Política