Indra moderniza el sistema que guía a las aeronaves en el Aeropuerto Charles de Gaulle de París

De cara a mejorar la operatividad durante los Juegos Olímpicos
Aeropuerto Charles de Gaulle
Aeropuerto Charles de Gaulle

Indra se ha adjudicado un contrato estratégico de la Dirección de Servicios de Navegación Aérea (DSNA) que gestiona el espacio aéreo francés. La compañía está modernizando el sistema de guía y control de movimientos de aeronaves en superficie (A-SMGCS, por sus siglas en inglés) del Aeropuerto Charles de Gaulle de París para garantizar operaciones fiables y minimizar retrasos y cancelaciones.

El jefe del departamento de sistemas CDG ATC de DSNA, Laurent Giger, explica: “Nuestra capacidad actual permite la llegada de 73 vuelos y la salida de 76 vuelos por hora, pero si nos vemos obligados a utilizar el sistema alternativo, solo podremos acomodar 30 llegadas por hora, lo que daría lugar a cancelaciones. Sin embargo, con la actualización podemos atender a 48 llegadas incluso con el sistema alternativo, lo que puede provocar algunos retrasos, pero no cancelaciones”.

París Charles de Gaulle es uno de los pocos aeropuertos del mundo donde tres aviones pueden salir o aterrizar simultáneamente. El aeropuerto se encuentra entre los más transitados del mundo, con 67 millones de pasajeros en 2023. La complejidad con cuatro pistas paralelas, cuatro torres de control y 36 posiciones de controlador operativas hace que sea fundamental para los controladores de tráfico aéreo de DSNA tener una visión general precisa de las operaciones en superficie.

Algunos de los aeropuertos más grandes del mundo operan con los sistemas de guía y control de movimientos en superficie de Indra, el denominado sistema InNOVA. InNOVA recoge toda la información sobre movimientos de aeronaves y vehículos con los radares de vigilancia de movimiento terrestres (SMR), MLAT y otros sensores. La mejor tecnología de seguimiento de Indra analiza y procesa los datos, refina la información y la muestra a los operadores para incluir solo lo que realmente importa. 

El proceso de eliminar el “ruido” no deseado reduce las perturbaciones causadas por objetivos falsos, aumentando la eficiencia operativa y la conciencia situacional de los controladores y, en última instancia, mejora la seguridad en los aeropuertos más congestionados. Con la actualización, los controladores de DSNA se beneficiarán de la tecnología de última generación de Indra, que incorpora seguimiento, etiquetado y clasificación avanzados de objetos relevantes.

DSNA utiliza el sistema de vigilancia terrestre de Indra desde 1997. La modernización se produce mientras París prepara su infraestructura para los Juegos Olímpicos y a mediados de marzo de 2024 se aprobó la prueba de aceptación en las instalaciones para la primera fase. DSNA tendrá al final del proyecto de modernización un sistema de última generación que estará listo para adoptar funcionalidades de seguridad avanzadas como lo describe la UE en el Proyecto Común 1.