El socialdemócrata CHP, el principal partido de la oposición turca ha denunciado que en las presidenciales de hoy ha habido una "manipulación" en la difusión de los resultados y ha afirmado que su candidato, Kemal Kiliçdaroglu, ha ganado al actual jefe del Estado, Recep Tayyip Erdogan.

La oposición turca denuncia una "manipulación" electoral y se proclama vencedora

turquia-kemal-kiliçdaroglu
photo_camera Kemal Kılıçdaroğlu, líder de la oposición turca

"Están continuamente impugnando las actas de la votación, y así bloquean el sistema. No se debe manipular el sistema con impugnaciones", advirtió Kiliçdaroglu, en una breve comparecencia en televisión.

"Nosotros tenemos las actas firmadas. Dejen que los votos se cuenten y que el resultado quede claro. Advierto también a los miembros de la Comisión Electoral: no bloqueen la voluntad de la nación. Estaremos aquí hasta que el último voto se haya contado", dijo el jefe del CHP.

No indicó quién, a su juicio, lidera el recuento, pero varios altos cargos de su partido habían aseverado antes que según los resultados enviados por los apoderados de mesa del CHP Kiliçdaroglu tendría una ventaja sobre su competidor, cuando los datos preliminares difundidos por la agencia oficialista Anadolu afirman lo contrario.

El presidente de la Comisión Electoral, Ahmet Yener, había comparecido antes para aclarar que el sistema oficial tiene el 69 % de los votos escrutados, cuando los avances dados por Anadolu y otros medios ya superan el 90 %.

"Hay 7,5 millones de votos que no han entrado en el sistema. Vienen de sitios donde somos más fuertes. Manipulan los resultados y dejan a la gente toda la noche delante de la televisión", declaró el alcalde de Estambul y aspirante a la vicepresidencia del país, Ekrem Imamoglu.

"Creemos que toda la nación verá cómo Kiliçdaroglu encabezará (el recuento) por la mañana", insistió.

Según la agencia Anadolu, Erdogan gana las elecciones con el 49,7 % de los votos, cinco puntos más que el candidato opositor cuando se han escrutado ya el 93 % de las urnas.

Erdogan habría perdido así la mayoría absoluta con la que se convirtió en presidente en 2014 y que renovó en 2018, y tendría ahora que defender el cargo ante Kiliçdaroglu en una segunda vuelta dentro de dos semanas.

"No confiamos en el sistema del AKP (el partido de Erdogan). No confiamos en Anadolu", señaló Imamoglu, al que en 2019 el AKP impugnó su victoria electoral en Estambul, obligando a una repetición que volvió a ganar con un margen mucho mayor.

El alcalde de Ankara, el también socialdemócrata Mansur Yavas, afirmó que con los datos de los que disponen Kiliçdaroglu tendría el 47,7 % de los votos, dos puntos más que Erdogan.

"La probabilidad de una segunda vuelta es alta, pero nuestro presidente aún puede ganar en la primera ronda", afirmó. EFE