La “otra” crisis española de 2020

La crisis migratoria

España sufre la peor crisis migratoria desde 2006.Según el último informe de inmigración del Ministerio del Interior entre el 1 de enero y el 15 de noviembre, han llegado a las costas de Canarias 16.760 migrantes en patera o cayuco, un 1.019,6% más con respecto al mismo periodo de 2019, superando incluso el número de personas que han llegado de forma irregular hasta la fecha al resto de España, que se sitúa en 15.667.En general, el número de inmigrantes llegados al país tanto por vía marítima como terrestre entre el 1 de enero y el 15 de noviembre de 2020 fue de 33.946 personas1.

De los más 16.000 inmigrantes llegados a canarias en 2020, 8.000 son africanos, el 60% es de origen subsahariano, predominando los malienses que huyen no solo de la hambruna o la sequía sino del sometimiento a las leyes islámicas radicales (sharía).

La expansión del yihadismo o guerra Santa en el Sahel Occidental (sobre todo, en Mali) se ha intensificado desde 2012 a 2020 a niveles de tal gravedad Solo en 2019, más de 4.000 personas fueron asesinadas en la región, según el Observatorio Internacional de Estudios sobre el Terrorismo.

Tal y como expone el coronel Jesús Díez, en un artículo sobre el fenómeno yihadista en la revista temática de la Fundación Víctimas del Terrorismo, el 37% de la población del Sahel Occidental ha sido objeto de atentados solo en el primer semestre de 2020.

El Sahel central y occidental abarca un amplio abanico de países, como Mali, Mauritania, Burkina Fasso, Níger, Nigeria, Chad o Camerún. Algunos figuran en los niveles más bajos del índice de desarrollo humano (Idh) tras décadas de pobreza extrema.Los gobiernos mauritano, marroquí o senegalés desconocen cuántas personas esperan una oportunidad para lanzarse al mar, pero cálculos estimativos de las policías locales, tras las detenciones practicadas en verano 2020 a grupos delictivos, sitúan el volumen potencial de migrantes en más de 200.000.

El factor sanitario contra el COVID se ha convertido en un acicate para las organizaciones que buscan implantar la Yihad. El Islam jamás fue un problema entre los países sahelianos hasta que el yihadismo transformó las relaciones sociales. 

La detención en Mogán, al Sur de Gran Canaria, de un salafista que reclutaba mujeres para Al Qaeda del Magreb Islámico ha hecho saltar las alarmas2. Por otro lado, otra gran parte de los inmigrantes ilegales son de origen marroquí, siendo esta la nacionalidad de la mayoría de los sujetos detenidos en las operaciones policiales antiyihadistas durante este 20203.

Tanto el COVID como el yihadismo son dos de las causas principales por las que España esta sufriendo la peor crisis migratoria desde hace más de una década. Sin embargo, el yihadismo parece ser un tema tabú evitado tanto por los inmigrantes, “De eso jamás hablan porque también temen que les confundan con un radical”, como los nacionales quienes temerosos de ser calificados de intolerantes ignoran analizar los riesgos que conlleva.

Teniendo en consideración que la mayoría de estos inmigrantes practican el Islam (no necesariamente violento) y que España se encuentra en el punto de mira de la yihad global deben tenerse en cuenta determinadas “fragilidades”.

En la actualidad y a todos los niveles, tomamos decisiones probabilísticas. Los aviones son consideraros los medios de transporte más seguros, sin embargo, antes de cada vuelo se realiza una inspección que garantice la seguridad del mismo. 

Otro ejemplo sería el caso de los controles de metales en los aeropuertos ¿Cuántos casos se han dado en los que un terrorista introdujera armas en un vuelo? Si se contemplan estos datos evidenciamos como las probabilidades a pesar de ser ridículas son suficientes para tomar tantas precauciones. Sin embargo, evitar el daño que esto pueda originar compensa las numerosas medidas de seguridad que se hayan de tomar para evitar cualquier mínima “posibilidad” de que se originen acontecimientos de tal magnitud.

La “crisis del islam”

Un choque de civilizaciones.

Para comprender los procesos de radicalización yihadista en España es necesario abordar la cultura islámica desde el pasado y poder así analizar sus constantes sociales. Tras las II Guerra Mundial, Occidente ha sufrido un revisionismo que ha supuesto un descrédito de todo un sistema de valores. Tal desmontaje ha originado una entrega automática de espacios de vida y del imaginario humano, siendo el islam un sistema de valores idóneos para ocupar este vacío4.

A diferencia de lo ocurrido en Occidente el islam ha conseguido prevalecer sobre la realidad. La civilización islámica ha sabido mantener un lema, una idea de fuerza o una sugerencia que ha anidado en la conciencia colectiva y creado una “verdad” que se ha mantenido estable con el paso del tiempo.

Esta verdad ha sido construida desde dos o tres siglos después de la muerte del Profeta. Al-Bujari llegó a recopilar dos mil hacides5 que conforman junto al Corán, un corpus legal, consuetudinario, moral e ideológico de la Sharia.

Durante mucho tiempo cuando se habla del islam lo desde una perspectiva romántica de un mundo exótico, Lawrence de Arabia y ciudades fantásticas. Sin embargo, hoy se habla del islam asociándolo a guerras civiles, la no integración y el terrorismo. En este punto se pretende realizar una aproximación al núcleo del problema evitando cualquier ruido informativo que actúe como el árbol impide ver el bosque, por ello se responde a las siguientes cuestiones: ¿Es el islam frágil tanto en España? ¿Existe una incompatibilidad entre civilizaciones?.

En Occidente tendemos a pensar que el islam es una de las demás religiones que ordenando el planeta tierra. La primera cosa es necesario comprender es que el islam no es únicamente una cultura, es un sistema de organización social.

Religión y Estado

El islam es religión y Estado a la par. “El islamismo rechaza cualquier atisbo de libertad del ser humano (en especial como ente autónomo y libre con independencia de su pertenencia a un determinado grupo)”. En concreto la democracia sufre de la condena y el rechazo del islam por no someterse a la voluntad divina y funcionar de manera independiente.  Una sociedad democrática donde prima el Imperio de la ley, la división de poderes, un Gobierno representativo resultado de unas elecciones limpias y respeto a las minorías, resulta harto espinosa la cohabitación de Islam y Democracia dado el hecho de que el islamismo impregna todas las esferas –pública y privada- de la sociedad6.

El islam significa paz, pureza, sumisión, salvación y obediencia a Dios. Una mala y extrema interpretación del islam como “sumisión” puede llegar a interpretarse como “una obligatoriedad de adscripción formal y moral del individuo a un grupo para poder ser tomado siquiera en consideración y tenido como sujeto de derechos. Tales derechos se remontan a la ideología y los hábitos de relación de las tribus preislámicas y a las necesidades de dirección y control de la comunidad musulmana por parte de Mahoma mientras vivió, ideología calcada y difundida por sus sucesores, los califas.”7

El islam es más que una religión, es una cultura y un sistema de organización social que fue diseñado en la Edad Media por el profeta Mahoma en la Península Arábiga con el objetivo de poner orden realizando una cosmovisión y reuniendo en un todo elementos distintos. El islam más radical exige una interpretación de este que insta a ir más allá de lo religioso, tal interpretación conlleva entender el islam como un sistema de gobierno que posee un orden político constitucional propio. En adición, se trata de un sistema jurídico basado en la Sharia que recoge los fundamentos de un orden determinado en un tiempo determinado8. El cristianismo y el islam andan parejos en su historia, sin embargo el islam no pudo separar iglesia y estado lo que originó que esto se convirtiera en uno de los “tres problemas del islam”9:

  1. Mahoma muere sin señalar sucesor, de tal forma que el poder político y religioso quedan unidos para siempre.
  2. El profeta falleció sin constituir un clero, de modo que no existe una autoridad suficiente para interpretar sus escrituras.
  3. No se matizó que “El combate por la fe” (Yihad) y la aniquilación era meramente espiritual y no física.

Esta confusión permanente se refleja en las constituciones y códigos civiles y penales de los países árabes de corte islámico pero sobre todo en la presión que ejerce la comunidad sobre que a continuación trataremos.

Comunidad

El islam es también un principio de ciudadanía donde la umma representa la reunión de todos los creyentes bajo una sola entidad y esta comunidad se agrupa a su vez bajo un único concepto; el califato. Resulta interesante destacar que el concepto Estado es Occidental  y para nada islámico, el islam congrega a los que creen bajo una forma política donde se confunde lo civil con lo religioso10.

El islam es una comunidad donde el individuo adquiere relevancia al ser considerado parte y miembro de la misma. Bajo una perspectiva histórica, el historiador y orientalista británico, Bernard Lewis, reconoce que “los términos del pacto reconocían a esta comunidad cierta posición. Una vez que ellos hubieran reconocido de manera inequívoca la primacía del islam...”11. Lo que supone en cierto modo alinear el islam a una filosofía comunitarista que se aleja al individualismo en el que estamos acostumbrados a vivir hoy en Occidente.

El Muqtabis de IBN refiere sobre el reino glorioso de Abderrahman II: "Ahorrándonos en sus claros senderos la fatiga de pensar, disponiendo el gobierno de la comunidad y juntando la felicidad inmediata con la ulterior salvación (…) obligados a residir cerca del califa, para que la gente fuera una sola nación, obediente, tranquila, sometida y no soberana, gobernada y no gobernante"12.

La comunidad musulmana se muestra como una comunidad aparte del resto. Esto se debe a una frase muy repetida: umma duna an-nas (una comunidad al margen de los demás seres) lo cual conduce de modo inexorable a una fragmentación del género humano en dar al islam (casa del islam) y dar al-harb (casa de la guerra)”13. 

Existen hechos históricos como los propósitos frustrados de Averroes14,  Avicena, Al Farabi o Al-Yahiz sobre los que se puede acreditar el fracaso del islam hacia un movimiento donde prime la entidad autónoma individual. De tal modo el pensamiento libre resulta opuesto al conservadurismo sunníes y el concepto de iyma.

La progresista y Premio Príncipe de Asturias 2003 Fátima Mernissico considera “El individualismo, sello de la cultura occidental, fuente de toda aflicción”. Así pues una de las figuras más relevantes de mundo árabe y la sociedad femenina musulmana mantiene la tesis islámica en la cual la comunidad está por encima del ser humano15.

Corán

El Corán no resuelve el problema de la intolerancia. Aunque existen versos que predican la tolerancia de manera clara (Corán, 49:13, Corán, 10:99, Corán, 2:256)16 , una errónea interpretación del texto sagrado puede generar distorsiones debido a la falta de una autoridad que haga una interpretación inequívoca de este. Por ello lejos de dar con una solución clara se abren las puertas a un conflicto donde caben diferentes tipos de interpretaciones. (Corán 2:190, Corán 2:191, Corán 2:193)17

El islamismo interpreta que tales indicaciones ya sean políticas o religiosas vienen directamente de Allah a través del profeta Mahoma. De este modo la cultura islámica parece cuestionarse ¿Quién es quién para interpretar al creador?18. Para Florentino Portero “el islam está diseñado para no cambiar demasiado. La vida es cambio, nada permanece y el islam se muestra como un sistema sin capacidad de adaptarse a un tiempo cambiante lo que le predispone a tener y generar problemas.”19

“El Corán, la sunna y los hacides son la “verdad rebelada”, el “núcleo de verdad” inalterable desde hace catorce siglos y ante el cual no hay un cuerpo de intérpretes lo que origina que deba mantenerse intacto el legado defendido.”21

Extremistas y Moderados

Un miembro del islam es un creyente y por lo tanto un musulmán que quiere vivir en base a sus principios, lo que no exige necesariamente la necesidad de vivir en el califato y seguir la Sharia. No obstante, a diferencia de lo que ocurre en otras culturas, la diferenciación entre extremistas y moderados es algo difusa. Las creencias se viven desde diferentes posiciones ya que cada persona es un pequeño mundo y existen quienes son más rígidos y puritanos y otros al contrario más abiertos y pragmáticos. El tiempo histórico hace que la gente opte por un enfoque u otro, más puritano o por lo contrario más práctico. Sin embargo, en el islam existe una mayor inclinación hacia una interpretación más puritana debido a su proceso evolutivo, lo que deriva a su vez en un incremento de lo que en occidente conocemos como islamismo22

Recientemente en el ámbito del islam el termino más seguido es el de salafista o purtiano, es importante matiza que dentro de las tradiciones puritanas cabe o no seguir una política de violencia ya que la violencia no es inevitable dentro de la interpretación puritana del islam. 

Es ahí donde nace el termino yihad la cual tiene un doble uso en función si se refiere a un individuo o a un grupo. Si es un individuo estamos ante un proceso ascético por el cual una persona quiere liberarse del entorno y tener una relación directa con el creador y profundiza en esa línea21. El investigador John L. Esposito plantea el significado de la yihad como un proceso espiritual y se refiere a la “lucha interior que todos emprendemos para vivir una vida moral y virtuosa,”24 por ello tal definición se vincula a la yihad mayor (no violenta).

No obstante cuando nos referimos a una comunidad el concepto de purificación consiste en eliminar lo que sobra (infieles y apostatas)25. En tal caso estaríamos ante lo que se conoce en la doctrina islámica como yihad menor o violenta, la que a su vez se diferencia en ofensiva o defensiva. La yihad ofensiva es un deber colectivo (fard kifaya) impuesto por Dios a la comunidad musulmana (umma) para conquistar nuevas tierras y propagar el islam y debe ser realizado sólo bajo la dirección de un califa. 

En cambio, la yihad defensiva es una noción parecida al derecho de legítima defensa que reconoce el artículo 51 de la Carta de las Naciones Unidas y el derecho internacional consuetudinario. De igual forma tiene similitudes con la teoría de guerra justa derivada de la tradición judeo-cristiana, el propósito de esta acción es proteger el territorio musulmán (dar al-islam) de la fuerza extranjera que intente ocuparla. Esta posición defensiva es un deber individual (fard ‘ayn) de todos los musulmanes ya que un ataque a un territorio musulmán es considerado una agresión contra toda la umma26.

El problema surge cuando en la actualidad existe una afirmación que sostiene: “no es lo mismo un islamista moderado a un islamista extremista”. Como matiza el historiador y analista Florentino Portero tal elucubración se fundamente en una interpretación más o menos puritana que lleva a confusión ya que el islam es una cultura puritana desde el principio. El autor entiende que tales calificativos nacen de “los medios de comunicación y la fraseología de los políticos” que utilizan la diferenciación para así distinguir entre un islamista violento o no violento27.  De tal modo el musulmán puede ser partícipe únicamente de la yihad mayor no violenta, o de la yihad mayor y menor al mismo tiempo, o únicamente de la menor, violenta siempre.

Los violentos son aquellos que adoptan la yihad comunitaria mientras los no violentos son quiénes simplemente aceptan el islam como una cultura rígida, endogámica y espiritual (pero no por ello violenta). De este modo Florentino Portero afirma que un musulmán es defensor de un islam puritano “totalmente incompatible con la democracia y si existen dudas sobre ello basta con acudir al Corán. Otra cosa es que un musulmán decida vivir de una forma determinada reinterpretando y contextualizando su herencia religiosa y cultural, algo que en otras religiones como es el cristianismo no es tan complicado porque es un proceso de revisión crítica a un entorno cambiante. De este modo no nos encontraríamos ante unas palabras dictadas por (Mahoma), lo que nos complicaría la vida a la hora de interpretar las cosas.”28

En este punto es importante diferenciar los términos “salafismo” y “salafiya” que a menudo han dado lugar a confusión. Entre los siglos XIX y XX autores como Jamal al Din al Afghani y Muhamad Abduh eran conocidos como los salafiya, miembros de un movimiento reformista que buscaba reconciliar el islam con la modernidad política. Tal movimiento progresista ha fracasado manifestando como el puritanismo general que sufre el islam supondría un escollo hacia una adaptación democrática29.

Autocrítica y Estereotipos

Según el arabista e historiador Serafín Fanjul todas las culturas son responsables de prejuicios y abusos tanto materiales como conceptuales. La sociedad Occidental ha sido la única que, al menos en parte, se ha responsabilizado y ha mostrado una actitud autocrítica proporcionando argumentos a los descendientes de quienes fueron sus víctimas de sus antepasados. 

Para el autor se trataría de un acontecimiento extraño en el islam tradicional y excepcional en la actualidad. La Europa cristiana se mostró intolerante y tampoco se sentía ofendida por su ausencia en los otros. Se culpabilizaba al islam no por imponer su doctrina por la fuerza, algo que era considerado como natural, sino porque sus doctrinas eran falsas. “Las sociedades islámicas actuales no pretenden reivindicar un igual tratamiento para los no musulmanes, ni en el pasado ni en el presente.”30

Los estereotipos históricos respecto al islam en sus diferentes versiones “se reducen a un amenazante guerrero a caballo con una espada en una mano y el Corán en la otra, o la proclama de una utopía internacional en que los fieles de distintas religiones, hombres y mujeres, conviven en una armonía perfecta con igualdad de derechos y oportunidad”31.

Además de estas dos visiones que distorsionan la realidad histórica España ha sufrido la idealización del Al-Andalus, para el autor “los tiempos en lo que las tres culturas y las tres religiones vivían armónicamente han complicado la compresión de islam”32.

“Los granadinos cristianos eran tan extraños para sus vecinos muslimes como lo esporádicos viajeros de Franconia, Toscana o Galicia que por allá pudieran caer. La identidad y lealtad básicas eran religiosas y desconocían la política de frontera. En el universalismo del islam lo central no es el concepto de Estado (dawla) si no el de la comunidad de todos los musulmanes (umma) lo cual se compagina bien con el dictamen juriconsulto de Ahmad al-Wansarisi (siglo XV-XVI): “Mejor la tiranía musulmana que la justicia cristiana”. “Las puertas para lo confraternización no estaban muy abiertas.”33

Bajo una concepción Braudeliana, no se trataría tanto de un choque de religiones sino de un choque de civilizaciones invitado a perdurar34. Claro ejemplo de ello sería la reacción de los musulmanes ante una sociedad cristiana mayoritaria que obligaría en 1502 a la conversión o expulsión de los musulmanes. Los que se quedaron se llamaron moriscos y sufrieron una violenta persecución en los tramos finales de la Reconquista. Sin embargo, otras minorías como los judíos y gitanos, que sufrieron una persecución más virulenta si cabe, penetraron en la sociedad debido a su capacidad adaptativa35.

Conspiración

Algunas facciones del islam, como son los Hermanos Musulmanes, operan bajo una premisa básica donde “la comunidad (umma) se encuentra sometida y amenazada bajo una conspiración global contra el Islam”36, tal conspiración en el mundo árabe es conocida como (mu`amara).

"¿Por qué los árabes cultivan esa fantasía de una mu’amara omnipresente y tramada contra ellos? ¿Cuáles son las raíces de esta tendencia básica tanto política como psicológica? Todas las experiencias de derrotas y de hechos indeseables son percibidos como conspiración. Pero por qué son siempre los otros los que tienen la culpa, no sólo en las guerras sino también en cuestiones económicas y otros asuntos,  se trata de un fracaso que se atribuye siempre a una conspiración de los otros. ¿Hay que considerar el pensamiento "conspiracionista" árabe como una perspectiva culturalmente arraigada que favorece la propia fe en el destino? ¿Acaso el destino de los árabes consiste en ser siempre las víctimas de "conspiraciones occidentales" desde las cruzadas medievales hasta la guerra del Golfo?"37 

Florentino Portero entiende que siempre ha habido islamistas pero la doctrina se adapta a los tiempos. El ideario vigente del salafismo procede de Egipto y tiene su origen en el proceso colonial. La doctrina conspiracionista surge a raíz de la Primera Guerra Mundial con la caída del califato, el cual había perdurado desde los tiempos de Mahoma. Finalizada la Primera Guerra Mundial se estableció el concepto de mandato por el cual un conjunto de potencias occidentales se repartieron los territorios para administrarlos siempre con la condición de dotarlos con independencia cuando las circunstancias lo permitan38. Por ejemplo Francia disponía del mandato de la sociedad de naciones para ocuparse del territorio de Siria e Inglaterra del mismo modo sobre Palestina.

Se produce así un contacto directo entre culturas muy desarrolladas, laicas y europeas con sociedades que han permanecido muy apartadas durante mucho tiempo (a excepción de casos como el de Alejandría). Este contacto genera un gran impacto desde el momento que para facilitar el traspaso de poderes los franceses e ingleses se dedicaron a buscar a los jóvenes más capacitados para que se formaran en Occidente. Se les becaba para estudiar en París, en Londres e incluso se les becaba para que viajaran por el mundo y se deshicieran de la antigua concepción de califato turco. 

En su faceta de historiador Florentino Portero no duda en afirmar que “algunos de estos jóvenes que serían encargados de ocuparse del día después asumieron que el islam no sobreviviría a un contacto continua con la cultura occidental, que acabaría reventando desde dentro como un cáncer. Surge así la doctrina salafista vigente, con los hermanos musulmanes como fundadores39 y bajo un ideario conspiracionista.”40

Modernización y demografía

Entre la modernización y el islam existen disfunciones claras entre las que podemos destacar las leyes de herencia o la participación femenina en la sociedad41. Sin embargo en otros terrenos como la industralización, nuevas formas de comunicación, el transporte o la urbanización de las poblaciones rurales, la modernización se ha acelerado de manera uniforme desde principios de los años 70 con la muerte de Naser.

Florentino Portero entiende que tales procesos de modernización originaron una explosión islámica que aceptaba varias vías para llegar a una misma meta: el Estado teocrático universal. Las causas que permitieron este óbito surgen de la sinergia de diversos factores:

En primer lugar los regímenes socialistas conformados por dictaduras militares o de partido único exterminaron una oposición de izquierda que pudiera haber servido de contrapeso a los islamistas (Argelia, Turquía, Jordania, Egipto, el caso de Anwar el-Sadat). Otro factor fue el apoyo económico de Arabia Saudí a los Hermanos Musulmanes y el aumento del precio del petróleo, hechos acordes al contexto y que hoy en día han dado una giro de trescientos sesenta grados42.

En cuanto a los más relevantes cabe prestar especial atención a la demografía galopante de estas sociedades la cual ha ido in crecento en los últimos años a causa de la globalización y la intercomunicación. “Las antenas parabólicas que recorren todo Oriente Medio activaron en una sociedad que había asumido la pobreza como algo natural. Aparecieron así una serie de predictores que han dado pie a la eclosión de las primaveras árabes que nacen al evidenciarse cómo es la vida cotidiana en ciudades como París o Madrid: “uno no tiene porqué revelarse a la pobreza si entiende que la pobreza es algo natural43.””

Junto al efecto del progreso se le suma la alteración drástica de los comportamientos demográficos como consecuencia del desarrollo de los sistemas de salud. Durante la historia lo común era parecer muerte temprana, ya fueran las madres en la fase de post parto o los niños propios niños afectados por infecciones, por ello lo común era tener el mayor número de hijos posibles. La penicilina y otros avances sanitarios mejoraron estas condiciones permitiendo que los recién nacidos sobrevivieran. Aun así las madres  continuaron trayendo hijos al mundo entendiendo esta costumbre como símbolo de riqueza y prosperidad44.

Para el autor el problema demográfico eclosiona cuando estos jóvenes llegan a la edad de 17 o 18 años con niveles de educación pobres y sin recursos mientras que la ratio de edad media en Oriente medio es de 29 años (algunos como Yemen la media de edad es menor de 20 años). Nos encontramos entonces ante una sociedad de jóvenes no preparados para entrar en el mercado laboral lo que supone un problema con difícil solución, la historia cuando se presenta un problema de tal índole se optaba por dos posibles soluciones: la conquista o por fomentar la emigración.  España ha sido testigo de ello desde hace más 20 años cuando empezó a recibir emigración musulmana que un principio se desplazaba a Francia. Con la crisis económica Europa no ha podido seguir recibiendo emigración, “se ha cerrado la olla y la olla ha explotado a dando pie al florecimiento de las primaveras árabes45.”

Los procesos de modernización mencionados junto un mantenimiento demográfico insostenible ha originado una eclosión islámica entre estudiantes, intelectuales de clase media baja y pequeños comerciantes. Sin embargo ha obtenido escasa aprobación entre los campesinos, las élites rurales y las de mayor edad, por lo que tales acontecimientos han producido una conflictividad interna y externa entre los países islámicos.

Dialogo y Reciprocidad

El “diálogo” ha sido la palabra clave en Occidente en las últimas décadas, sin embargo el fundamentalismo islámico no presenta tal opción en su esquema mental ya que sin necesidad de disimulo se ha rechazado el diálogo entre culturas y religiones como causa de la incompatibilidad de pensamiento entre occidente y el espíritu islámico. Renunciar a un posible diálogo supone asumir un choque civilizacional ineludible por parte del islam. “El islam interpreta que el acercamiento al cristianismo y el judaísmo solo se puede lograr a expensas del mismo por ser la única religión justa, lo que originaria un mayor daño para el islam46.”

Otro de los principales escollos en la relación con civilización islámica nace a partir de la limitada noción de reciprocidad con que contemplan esa relación, ya se trate de cristianos, hindúes o budistas. 

A ojos del historiador Serafín Fanjul el panorama legal, social y de opinión pública en torno a los inmigrantes musulmanes es suficientemente nítido: “bienvenidos cuantos quieran integrarse, trabajando y respetando las normas vigentes47”. Lo que no parece aceptable es una relación de igualdad recíproca para todo aquel que no procese el islam, para el autor todo se reduce en “allá debemos adaptarnos, y acá también. De tal modo el islam se acoge a los derechos humanos y civiles de los países occidentales en conveniencia48."

Autoinculpación Occidental

En línea con la teoría de “La crisis del Islam” de Florentino Portero, Serafín Fanjul entiende que el terrorismo en Occidente se debe en gran medida a la negación de un choque de civilizacional (libertad vs sumisión). La autoinculpación y la minimización ha permitido circunscribir el fenómeno al “terrorismo internacional”, “la fustración del pueblo palestino” o la “exculpación demuestra culpas pasadas en el tercer mundo49”.

España sufre un conflicto psicosocial que es vivido en forma de complejo de culpa respecto al Mundo Árabe, las “culpas de Occidente” y las pretensiones de “no herir la sensibilidad de la minoría islámica”.

Tal autoinculpación ha originado que el cosmopolitismo impulsado por Karl Marx y Friedrich Engels y la idea sustentada sobre: “Las demarcaciones y los antagonismos nacionales entre los pueblos desaparecen cada vez más50”. Desde entonces Occidente promueve valores y principios éticos como es la “integración” incompatible con un credo islámico en crisis. Se trata así de un prejuicio occidental fundado en la idea de que el fin es la convergencia entre todos cuando se tratan de realidades culturales totalmente distintas51.

Perspectiva comparada: Otras civilizaciones

El Choque de civilizaciones expuesto por S. Huntington hace necesario un análisis en cuanto al multiculturalismo presente en los países occidentales a día de hoy. La Unión Europea ha experimentado un conjunto de procesos migratorios entre los que España puede presumir de haber logrado en gran parte la integración de 6 millones de inmigrantes.

Las comunidades con mayor población inmigrante en nuestro país son Marruecos, Rumania, Reino Unido, Italia, Colombia, China, Venezuela, Alemania, Ecuador y otras52.

En la actualidad España ha pasado ya a una segunda fase migratoria donde existe una de estabilización de la población migrante que ha adquirido en su mayoría o bien la nacionalidad o bien un permiso de residencia permanente. Además España puede alardear de haber logrado la incorporación a su sociedad un flujo migratorio de singular intensidad y volumen sin experimentar apenas conflictos sociales ni dar lugar a movimientos xenófobos. Sin embargo está todavía lejos de esos países en los que inmigrantes de primera o segunda generación han logrado un papel relevante en la vida pública53.

El Choque de civilizaciones de S. Huntigton54 divide el globo en 7 civilizaciones (con matices):

La civilización occidental. Confeccionada por países cristianos (católicos y protestantes): Europa, América del Norte y Oceanía.

La civilización ortodoxa. Situada en la Europa oriental y Rusia (Coincide con la Cristiandad oriental).

La civilización latinoamericana. Agrupa a Sudamérica, Centroamérica, México y gran parte del Caribe. Es un retoño de la civilización occidental, sin embargo, para un análisis centrado en las consecuencias políticas internacionales de las civilizaciones, Huntington propone considerarle como una civilización independiente.

La civilización hindú. Localizada fundamentalmente en la India y Nepal.

La civilización islámica. Se ubica en Oriente Medio, el Magreb, Somalia, Afganistán, Pakistán, Malasia e Indonesia.

La civilización sínica. Reúne a China, Vietnam, Singapur, Taiwán, las dos Coreas y la diáspora china en Asia, el Pacífico y Occidente

La civilización japonesa. Archipiélago del Japón

La civilización africana (África Subsahariana)

La áreasbudistas del norte de la India, Nepal, Bután, Mongolia, Birmania, Tailandia, Camboya, Laos y Tibet

Tal diferenciación supone asumir un multiculturalismo con un marcado carácter civilizacional tanto en Europa como en España; donde conviven junto a la civilización occidental otras como la islámica, la latinoamericana, la ortodoxa, o la sínica.

La integración de estas civilizaciones inmigrantes que conforman un total de casi un 20 % de la población se han producido de diferente modo. La civilización latinoamericana, representado durante años por la población colombiana y ecuatoriana, se ha integrado con éxito debido proximidades entre la civilización latinoamericana y la occidental55. Por otro lado el crecimiento de la población china en España y su desarrollo económico han sido acorde a una correcta integración social56. La civilización ortodoxa, representada en su generalidad por la comunidad rumana, también ha sabido adaptarse tras su incorporación en la UE y su participación en la economía española aportando mano de obra cualificada57.

Sin embargo, la civilización islámica es un caso aparte. Tomando como referente a la comunidad marroquí como principal colectividad islámica representativa en España –y aquí la hipótesis de la distancia cultural cobra cierta verosimilitud– los inmigrantes marroquíes en Europa y en España han conseguido un grado de integración menor en las sociedades receptoras que los que emigraron desde otros orígenes con independencia de las características definitorias del contexto al que se han incorporado.

Tal complejidad se debe a una cuestión sin resolver. Acudimos de nuevo al profesor Florentino Portero cuando plantea: “¿Qué es ser musulmán hoy en Occidente? No es un repuesta fácil. Ante comentarios típicos de comentarios del presidente francés, norteamericano e inglés: El islam es compatible con la democracia, el islam es una religión de paz y los terroristas no tiene nada que ver con el islam, las tres afirmaciones son falsas.”

Como se ha comentado: “El islam es totalmente incompatible con la democracia, y si hay dudas no hay más que acudir al Corán. Otra cosa es que un musulmán decida interpretar y contextualizar su herencia religiosa y cultural en la civilización Occidental58.” Sin embargo esta predisposición a casar culturas distintas no es el mayor común denominador en la sociedad islámica debido a que existen diferentes grupos islamistas en Europa que pretenden el reconocimiento de su idiosincrasia que implica ley propia (lo que no debemos confundir con un reconocimiento vía multiculturalismo). Para Florentino Portero es este puritanismo lo que origina una radicalización yihadista violenta en escalas superiores.

La falta de integración por parte de la comunidad islámica se debe a la unión entre Estado y religión, su identidad comunitaria, la falta de una reinterpretación coránica y de otros textos sagrados, la errónea distinción entre moderados y extremistas, una falta de autocrítica y un esteriotipado excluyente, el actual proceso de modernización y su demografía galopante, su sentimiento conspiracionista, la falta de diálogo y reciprocidad, así como la propia autoinculpación occidental. 

Todo ello pone de manifiesto el modo en el que la teoría de “La crisis del islam” explica cómo la civilización islámica es una civilización que choca con la civilización occidental. Por lo que vincular el terrorismo al islam es necesario desde el momento en el que otras civilizaciones como la latinoamericana (representadas en España por Colombia) sufre el fenómeno terrorista en sus adentros por medio del FARC y este no es trasladado ni Occidente ni a España.

“La crisis migratoria de 2020” sumada a la “crisis del islam” hacen presagiar un aumento del radicalismo islámico en España. Por todo ello y teniendo en consideración el aumento “probabilístico” en cuanto a la posible comisión atentados de corte yihadista, parece necesario actuar en consecuencia para evitar acontecimientos indeseados.

Jacobo Salvador Micó Faus.

Criminólogo especializado en “Análisis y prevención del terrorismo”

Bibliografía y notas a pie de página:
  1. RTVE (17/11/2020).  La llegada de migrantes a Canarias por mar crece un 1.019% en lo que va de año y supera al resto de España [Noticias]. Recuperado de htpp://xxxxhttps://www.rtve.es/noticias/20201117/crisis-migratoria-canarias-datos/2056893.shtml
  2. Mujíca, J. (16/10/2020) .Yihadismo empuja la migración hacia Canarias.Espiral21. Recuperado dehttp://espiral21.com/yihadismo-empuja-la-migracion-hacia-canarias/
  3. Europapress (24/11/2020). Casado analiza con la embajadora de Marruecos la cooperación frente a la inmigración ilegal tras la crisis en Canarias. Europapress. Recuperado de https://www.europapress.es/nacional/noticia-casado-analiza-embajadora-marruecos-cooperacion-frente-inmigracion-ilegal-crisis-canarias-20201124135633.html
  4. Cuando los países europeos iniciaron su reconstrucción tras la guerra, recurrieron a sus antiguas colonias para compensar la escasez de mano de obra. Cientos de miles de norteafricanos –la mayoría campesinos bereberes de zonas tradicionales de las montañas del Rif– emigraron a Francia; indonesios y surinameses a Holanda; indios, pakistaníes y bangladesíes al Reino Unido. El caso de Alemania fue distinto: era el destino principal de los trabajadores turcos y kurdos, aunque Turquía nunca ha sido colonia alemana, sino solamente aliada en la Primera Guerra Mundial. Khader, B. (2016). La búsqueda de Europa, visiones en contraste. Madrid, España: La Fábrica:.https://www.bbvaopenmind.com/articulos/los-musulmanes-en-europa-la-construccion-de-un-problema/
  5. Quevedo. I. A (2020). Sahih Al-Bujari, Traducción al idioma español. Buenos Aires, Argentina: Oficina de cultura y difusión islámica Argentina
  6. Portero, F. (2018). Democracia y modernización en el Islam. (Florentino Portero), Instituto de seguridad y cultura. Simposio o conferencia llevado a cabo en el Instituto de Política Internacional de la Universidad Francisco de Vitoria
  7. Fanjul, S. El integrismo islámico. Formas actuales. La ilustración liberal. (nº 23). pp- 2. Recuperado de: https://www.clublibertaddigital.com/ilustracion-liberal/23/el-integrismo-islamico-formas-actuales-serafin-fanjul.html
  8. UFVedu (Padres UFV). (2015). La crisis de Islam- Florentino Portero[Vídeo]. https://www.youtube.com/watch?v=cHqfllf-uEU&t=1675s.
  9. Esparza, J. (2015) La historia de la yihad. Madrid. España: La esfera de los libros.
  10. Ibíd.
  11. Bernard, L. (2002). ¿Qué ha fallado? El impacto de Occidente y la respuesta de Oriente Próximo. Madrid, España: Siglo XXI de España Editores,
  12. Fanjul, S. El integrismo islámico. Formas actuales…op. cit.,
  13. Fanjul, S. El integrismo islámico. Formas actuales…op. cit.,
  14. El averroísmo tomó un aspecto cada vez más revolucionario, de proclamación de libre pensamiento, de supremacía de la razón sobre la fe y sobre el dogma; hasta el punto de que, pasando de la esfera de las ideas teológicas y filosóficas al ámbito de la vida práctica, llegó a convertirse en símbolo de la incredulidad y la inmoralidad. Paradójico destino para un pensador que, aun juzgando que las creencias habían de seguir a la ciencia hasta los límites de ésta, afirmó siempre que la fe era capaz de llegar más lejos que la razón. Recuperado en : https://historiaespana.es/biografia/averroes
  15. Fanjul, S. El integrismo islámico. Formas actuales…op. cit., pp-10.
  16. “¡Oh hombres! Os hemos creados de un hombre y una mujer y os hemos hecho pueblos y tribus para que os reconozcáis. Cierto que el más honrado de vosotros ante Dios es el que más le teme” (Corán, 49:13). “Y si tu Señor quisiera, todos los que están en la tierra creerán. ¿Acaso puedes tú obligar a los hombres a que sean creyentes?” (Corán, 10:99). “No hay coacción en la religión” (Corán, 2:256).
  17. (Corán, 2:190) “Combatid en la senda de Alá contra los que combaten contra vosotros, y no transgredáis. Ciertamente. ¡Alá no ama a los transgresores!” (Corán, 2:191) “Y matadlos allá donde los encontréis; y expulsarlos de donde os hayan expulsado: la asociación es más grave que el asesinato. Pero no combatáis contra ellos cerca de la mezquita sagrada antes de que os hayan combatido allí. Si combaten contra vosotroa allí, entonces matadlos. Tal es la retribución de los descreídos.”(Corán, 2:193) “Y combatid contra ellos hasta que ya no haya asociación y la religión sea íntegramente para Alá solo. Si desisten, entonces no más hostilidades, excepto contra los injustos.”
  18. A diferencia del pentateuco, estas no estas abiertas a interpretaciones objeto de un análisis crítico para entenderlas correctamente.
  19. UFVedu (Padres UFV). (2015). La crisis de Islam- Florentino Portero…op. cit.,
  20. Las referencias que se hacen al Corán tiene como fuente documental la traducción de “El sagrado Corán” .Traducción de los significados del Sagrado Corán al idioma Turco, Traducida por Shaaban Britsh. Observación: La Traducción de unos versículos fue corregida por el Centro Rowad Al-Taryamah. Y se puede tener acceso a la traducción original con el propósito de sugerencia, evaluación y desarrollo constante. Recuperado de: https://quranenc.com/es/browse/turkish_shahin
  21. Esparza, J.(2015) La historia de la yihad…op. cit.,
  22. En la teología protestante se conoce como fundamentalista, mientras que en la católica se asocia al concepto integrista o ultramontano.
  23. UFVedu (Padres UFV). (2015). La crisis de Islam- Florentino Portero…op. cit.,
  24. John L. Esposito. What Everyone Needs to Know about Islam, Oxford University Press, Nueva York, 2011, p. 133.
  25. Campis, J. (2014). Conclusiones de las primeras jornadas del ciclo «El Ejército de Tierra y los retos futuros» África, frontera Avanzada. Revista Española de Defensa. Recuperado de: https://www.defensa.gob.es/Galerias/gabinete/red/2015/red-317-africa-frontera-avanzada.pdf
  26. Ann K. S. (1981). Lambton. State and Government in Medieval Islam: An Introduction to the Study of Islamic Political Theory: The Jurist. Oxford University Press, Oxford, pp-208
  27. Fanjul, S. El integrismo islámico. Formas actuales…op. cit.,
  28. UFVedu (Padres UFV). (2015). La crisis de Islam- Florentino Portero…op. cit.,
  29. Soler, R. (2019). Salafismo, historia de una ideología islamista radical. El orden mundial. Recuperado de: https://elordenmundial.com/salafismo-historia-ideologia-islamista-radical/
  30. Fanjul, S. El integrismo islámico. Formas actuales…op. cit.,
  31.  Ibíd. pp-7.
  32.  Ibíd.
  33.  Ibíd.
  34. Goberna , J. R. (2001). El Choque de civilizaciones'' en la concepción Braudeliana de la historia. Minius IX. Recuperado de : http://minius.webs.uvigo.es/docs/9/art10.pdf
  35. Sanchéz, M. H. (2009). La minoría gitana en el siglo XVII: Represión, discriminación legal e intentos de asentamiento e integración. Anales de historia contemporánea. Recuperado de: file:///C:/Users/user/Downloads/Dialnet-LaMinoriaGitanaEnElSigloXVII-2921603.pdf
  36. Álvarez , F (2018). Yihadismo para llevar: procesos de radicalización en Occidente” . Instituto Español de Estudios Estratégicos (IEEE). .  nº24. Recuperado de: http://www.ieee.es/Galerias/fichero/docs_opinion/2018/DIEEEO242018_Yihadismo_Proceso_radicalizacion_FernandoAlvarez.pdf
  37. Fanjul, S. El integrismo islámico. Formas actuales…op. cit., pp-pp 9-10.
  38. Naujoël. (2019). El sistema de mandatos de la sociedad de naciones . Derecho UNED. Recuperado de: https://derechouned.com/libro/organizaciones-internacionales/6926-los-antecedentes-el-sistema-de-mandatos-de-la-sdn
  39. Yagüe, J. (2019). Los hermanos musulmanes y su presencia en España. OIET. Recuperado de: https://observatorioterrorismo.com/analisis/los-hermanos-musulmanes-y-su-presencia-en-espana/
  40. UFVedu (Padres UFV). (2015). La crisis de Islam- Florentino Portero…op. cit.,
  41. La ley islámica se guía por la regla del tafadul, de modo que, la mujer hereda la mitad que el hombre en su mismo grado de parentesco ya sea en su consideración de asab o fard 34 .Blázquez, I. (2009). El derecho sucesorio islámico: principios informadores y excepción. REDI. Recuperado de: http://www.revista-redi.es/wp-content/uploads/2018/02/5_estudios_dcho_sucesorio_islamico_blazquez_rodriguez.pdf
  42. Fanjul, S. El integrismo islámico. Formas actuales…op. cit., pp- 13.
  43. UFVedu (Padres UFV). (2015). La crisis de Islam- Florentino Portero…op. cit.,
  44. Ibíd.
  45. Ibíd.
  46. Tibi. B. (2002) Im Schatten Allahs. Der Islam und die Menschenrechte. Berlín, Alemania: Ullstein Taschenbuch
  47. Fanjul, S. El integrismo islámico. Formas actuales…op. cit.,
  48. Ibíd.
  49. Fanjul, S. El integrismo islámico. Formas actuales…op. cit., pp- 15.
  50. Roces, W.(1932). Introducción histórica. El Manifiesto Comunista. Madrid, España: Cenit. 1932.
  51. Esparza, J. (Fundación Denaes). (2015). La historia de la yihad. [Vídeo]. https://www.youtube.com/watch?v=_dbvrwSdRJc&t=1163s.
  52.  Recuperado de: https://es.statista.com/estadisticas/472512/poblacion-extranjera-de-espana-por-nacionalidad/
  53.  González, C. (2016). Luces y sombras en la integración de los migrantes en España. Real instituto ElCano, ARI38/2016. Recuperado de: http://www.realinstitutoelcano.org/wps/portal/rielcano_es/contenido?WCM_GLOBAL_CONTEXT=/elcano/elcano_es/zonas_es/demografia+y+poblacion/ari38-2016-gonzalezenriquez-luces-sombras-integracion-migrantes-espana
  54.  Huntington, S (1993). The Clash of Civilizations. Foreign Affairs, vol. 72, (nº3).
  55.  Lamo, E. (2018). ¿Es América Latina parte de Occidente?.Real Instituto ElCano, ARI 18/2018. Recuperado de :http://www.realinstitutoelcano.org/wps/wcm/connect/126c117f-c7f0-4f18-930e-c09e4ad8b0f5/DT18-2018-LamodeEspinosa-Es-America-Latina-parte-de-Occidente.pdf?MOD=AJPERES&CACHEID=126c117f-c7f0-4f18-930e-c09e4ad8b0f5
  56.  Recuperado de: https://www.epdata.es/datos/comunidad-china-espana-datos-estadisticas/290
  57.  Anguita, J. M. (Año). Migraciones de la población rumana hacia Europa y su integración en Ciudad Real. Madrid, España: Bubok Publishing S.L. Recuperado de: https://www.epdata.es/datos/comunidad-china-espana-datos-estadisticas/290
  58.  UFVedu (Padres UFV). (2015). La crisis de Islam- Florentino Portero…op. cit.,

 

Envíanos tus noticias
Si conoces o tienes alguna pista en relación con una noticia, no dudes en hacérnosla llegar a través de cualquiera de las siguientes vías. Si así lo desea, tu identidad permanecerá en el anonimato