La postura inflexible del reino marroquí contra el yihadismo es crucial en la lucha mundial contra el terrorismo

Al Qaeda en el Magreb Islámico lanza una campaña de propaganda dirigida contra Marruecos

AFP/FADEL SENNA - Miembros del servicio de seguridad antiterrorista de Marruecos
AFP/FADEL SENNA - Miembros del servicio de seguridad antiterrorista de Marruecos

Al Qaeda en el Magreb Islámico (AQMI) ha divulgado un video titulado “Oh, ciudadanos de Marruecos” con una duración de 38 minutos y 35 segundos. En dicho material, se incluyen audios de Abu Yasser al-Jazaery con un contenido de propaganda claramente orientado a reclutar a una audiencia objetivo compuesta por jóvenes musulmanes y con evidentes intenciones bélicas. 

Es importante señalar que AQMI, la filial de Al Qaeda en la región, solía publicar mensajes hostiles dirigidos contra el Gobierno de Argelia en el pasado. Sin embargo, esta ocasión marca un giro significativo, ya que es la primera vez que AQMI dirige abiertamente su propaganda contra Marruecos. Como en todas sus campañas de propaganda, se espera que esta publicación esté cuidadosamente estructurada y que sea seguida por más comunicados similares en el futuro. 

En la actual batalla contra el terrorismo y la insurgencia, Marruecos se ha convertido en un aliado fundamental y de confianza, colaborando estrechamente con países como Estados Unidos y España para preservar la seguridad en las zonas de conflicto, especialmente en la región del Sahel. La situación estratégica de Marruecos, sus iniciativas antiterroristas y su inquebrantable compromiso en la lucha contra los grupos yihadistas han consolidado su posición como actor clave en la lucha contra el terrorismo. 

Colaboración estratégica con socios internacionales 

Como país situado en la encrucijada de África y Europa, la posición geográfica única de Marruecos lo convierte en un socio esencial para abordar los retos de seguridad en el norte de África y el Sahel. La cooperación del Reino con países como Estados Unidos y España ha resultado decisiva para hacer frente a la creciente amenaza del terrorismo en la región. 

PHOTO/AP - Banderas de Marruecos y Estados Unidos
PHOTO/AP - Banderas de Marruecos y Estados Unidos

Los esfuerzos de colaboración con Estados Unidos han fomentado una sólida alianza en la lucha contra el terrorismo. Ambas naciones comparten información e intercambian experiencia en estrategias antiterroristas. La designación de Marruecos como principal aliado no perteneciente a la OTAN por parte de Estados Unidos hace evidente la importancia de su asociación en materia de seguridad. 

Del mismo modo, Marruecos y España han establecido una estrecha relación de trabajo para combatir problemas de seguridad comunes, como la inmigración ilegal, el tráfico de drogas y el terrorismo. Ambos países han colaborado en el intercambio de inteligencia y en operaciones de seguridad marítima para hacer frente con eficacia a estas amenazas comunes. 

Posición inquebrantable contra el yihadismo 

Marruecos ha demostrado un compromiso firme e inquebrantable en la lucha contra las ideologías yihadistas y los grupos extremistas. Las autoridades del país han aplicado estrictas medidas de seguridad, tecnologías de vigilancia y operaciones basadas en la inteligencia para desarticular las redes terroristas y prevenir posibles atentados en territorio marroquí. 

PHOTO/ARCHIVO - Fuerzas antiterroristas españolas
PHOTO/ARCHIVO - Fuerzas antiterroristas españolas

Además, Marruecos ha emprendido medidas proactivas para contrarrestar el reclutamiento y la radicalización de sus ciudadanos. Los esfuerzos del gobierno incluyen la inversión en educación, la promoción de enseñanzas islámicas moderadas y el compromiso con las comunidades locales para crear resiliencia frente a las ideologías extremistas. 

El Sahel: una prioridad para la lucha antiterrorista de Marruecos 

La región del Sahel, una vasta extensión de territorio al sur del desierto del Sáhara, ha estado plagada de insurgencias y actividades terroristas. Reconociendo la gravedad de la amenaza en el Sahel, Marruecos ha dedicado importantes recursos y esfuerzos a preservar la seguridad y la estabilidad en la zona. 

PHOTO/ARCHIVO - Región del Sahel
PHOTO/ARCHIVO - Región del Sahel

La colaboración de Marruecos con otras potencias regionales y organizaciones internacionales, así como su compromiso de compartir inteligencia, han resultado fundamentales para hacer frente a los complejos retos de seguridad en el Sahel. 

Dado que la lucha contra el terrorismo sigue siendo una prioridad mundial, Marruecos ha demostrado ser un socio crucial en los esfuerzos por preservar la seguridad y la estabilidad en las zonas de conflicto, especialmente en la región del Sahel. La colaboración estratégica del Reino con países como Estados Unidos y España, junto con su firme postura contra el yihadismo y su enfoque proactivo en la lucha antiterrorista, han consolidado la posición de Marruecos como un actor importante en la actual lucha contra el terrorismo y el extremismo.