El Reino es el primer país africano y árabe en tener una línea de alta velocidad, cuya actividad se inicia en 2018

Marruecos tasa en 9.000 millones de euros el gasto necesario para ampliar su red ferroviaria

photo_camera AFP/FADEL SENNA - Estación de tren de Rabat antes de la inauguración de una línea ferroviaria de alta velocidad por el presidente francés y el rey marroquí el 15 de noviembre de 2018

Convencida de la posición que ocupa Marruecos en África y Oriente Medio en el ámbito de la alta velocidad ferroviaria, la Unión Internacional de Ferrocarriles (UIC, por sus siglas en francés) ha elegido al Reino de Marruecos para acoger la edición 2023 del Congreso Mundial UIC de alta velocidad ferroviaria. Para ello, la 11ª edición del Congreso, que se celebrará del 7 al 10 de marzo de 2023, en el Palacio de Congresos de Marrakech, en Marruecos, bajo los auspicios de la UIC y la ONCF, reunirá a todos los actores del mundo de la alta velocidad ferroviaria. En el marco de la celebración del Congreso Mundial de la Unión Internacional de Ferrocarriles celebrado en Marrakech, el ministro de Transportes y Logística, Mohamed Abdeljalil, anunció durante su discurso que para la ampliación de más de 800 kilómetros de Red de Alta Velocidad (LGV), el país necesitara una inversión cercana a los 100.000 millones de dírhams.

“Hoy tenemos grandes ambiciones para llevar a cabo la ampliación a las ciudades de Marrakech y Agadir, que requiere la movilización de cerca de 9.000 millones de euros. Esto redundará en una cobertura más densa del eje Atlántico, llevando la LGV a más de 800 km. En un segundo paso, nos centraremos en el este, Rabat, Casablanca y Oujda con grandes cantidades de inversión”, aseguró al respecto. Se espera que más de 1.500 participantes asistan a esta edición del Congreso Mundial UIC de alta velocidad ferroviaria en Marrakech: responsables políticos, autoridades que se encargan de transportes, empresas ferroviarias y actores clave de la intermodalidad, gestores de infraestructuras, industriales, instituciones financieras, clientes, institutos de estudio e investigación, universidades, etc.

 mapa-red-ferrovial-marruecos-economia-transporte-norte-de-africa

Por su parte, el director general de la Oficina Nacional de Ferrocarriles (ONCF), quien compartía las propuestas del ministro, yendo un paso más allá, afirmó que desde la administración se busca “la más adecuada e ingeniosa modernización de la red, sobre todo, la que conecta Marrakech con las principales ciudades del país”. Según publica la revista L´Economiste, en la celebración del Congreso se trató de buscar una solución que respete los problemas medioambientales y climáticos. El diario recuerda que más de 3.000 millones de pasajeros en todo el mundo utilizan los trenes de LGV cada año, y este crecimiento se ve impulsado por la continua ampliación de la red ferroviaria y todos los servicios asociadas a esta. En todo el mundo las redes ferroviarias de Alta Velocidad ocupan ya más de 56.000 kilómetros, o lo que es lo mismo, el equivalente a 4,3 veces el diámetro de la Tierra.

Además, teniendo en cuenta que el crecimiento de las líneas de LGV aumenta a un ritmo altísimo, se prevé que en los próximos 30 años se dupliquen los kilómetros actuales. Al adoptar el lema “La alta velocidad ferroviaria: la velocidad adecuada para nuestro planeta”, el Congreso destaca la contribución del ferrocarril a la resolución de los problemas climáticos y su papel en el ordenamiento territorial. “Los países están emprendiendo el camino que les está llevando a tejer una malla de redes que están sobrepasando las fronteras, lo que supone un hito para las relaciones industriales y mercantiles entre estados vecinos”, especificó este responsable para L´Economiste, señalando, asimismo, todos los beneficios que esto supone a todos los niveles, turístico, económico, laboral, industrial o comercial.

 tren-alta-velocidad-marruecos-reforma-ferrocarril-ferroviaria-congreso-mundial-oncf

La elección del Reino como sede del Congreso no es casualidad. Si excluimos las redes de Europa, Japón y China, las líneas de LGV más modernas, más adecuadas a las necesidades, más económicas y más extensa del mundo son la marroquíes. Es por ello por lo que entidades como la UIC han puesto sus ojos en el país norteafricano. Fundada en 1922 con el objetivo de avanzar hacia la estandarización y la mejora de los sistemas de construcción y explotación de ferrocarriles interoperables, actualmente acoge en su seno a 201 miembros, entre ferrocarriles nacionales y compañías de transporte público. El progreso marroquí es imparable. El reino alauí está siguiendo los pasos de naciones occidentales para mejorar la vida de sus ciudadanos y se está volviendo cada vez un país más moderno y adaptado a los últimos tiempos.

Desde su inauguración en noviembre del 2018, la red ferroviaria de alta velocidad marroquí ha aumentado de forma considerable. En la actualidad, Marruecos posee 2.110 km de red de transporte por vía ferroviaria -el equivalente al 4% de todo el mundo- sin embargo, cuando se inauguró apenas alcanzaba los 330 km de longitud. Con este nuevo plan la ONCF, en sintonía con la Administración central del país, prevé alcanzar los más de 3.300 km de vía para el año 2025 y más de 4.400 km de cara al año 2040. Más de 40 ciudades de más de 100.000 habitantes estarán conectadas, así como 12 puertos y 15 aeropuertos, lo que equivaldrá al desplazamiento anual de 132 millones de pasajeros. El crecimiento supondrá que el 87% de la población será atendida, frente al 51% actual.

Más en Economía y Empresas